Biomagna Pro

¿Tienes un hijo drogadicto? Guía 2021 de cómo ayudarlo

Si tienes un hijo con problemas de adicción a las drogas, o sospechas que puede estar experimentando con sustancias ilegales, aquí te hemos preparado una guía actualizada para que descubras cómo ayudarlo a superar esta enfermedad.

Los adolescentes y las drogas: ¿Por qué los jóvenes experimentan con sustancias indebidas?

Como padres, es absolutamente natural preocuparnos por la conducta de nuestros hijos adolescentes, ya que en esta etapa de la vida los jóvenes pasan por una fase de descubrimiento y evolución personal en la que pueden enfrentarse a peligros y riesgos de diversa índole.

La experimentación con las drogas, el alcohol y el tabaco forman parte de este proceso de búsqueda y experimentación, y esto se debe a diversas causas, tanto exógenas como endógenas, que pueden empujarlos a desarrollar adicciones y dependencia de estas sustancias.

Entre estas razones podemos mencionar las siguientes:

  • La presión de los pares: En los adolescentes, la necesidad de encajar en el grupo es muy marcada y le dan mucha importancia al estatus social, por lo que las presiones del grupo suelen ser una de las principales causas del desarrollo de adicciones entre los más jóvenes.
  • Para liberarse de las inhibiciones: Los adolescentes se sienten inseguros en casi todos los escenarios y, en ocasiones, se inician en el uso de sustancias como una vía para superar sus inseguridades y poder socializar más fácilmente.
  • Evasión: El consumo de alcohol y drogas suele ser utilizado como medio de evasión de los procesos de cambios personales y familiares por los que atraviesan los adolescentes, así como para aliviar el dolor y la ansiedad.

Sustancias mayormente utilizadas por los jóvenes

Las sustancias a las que, generalmente, se exponen los adolescentes en su etapa de experimentación son las siguientes:

  • Alcohol.
  • Tabaco.
  • Marihuana o hachís (cannabis).
  • Cannabinoides sintéticos, como el K2 o Spice.
  • Barbitúricos, Benzodiacepinas y otros hipnóticos.
  • Metanfetaminas.
  • Cocaína.
  • Alucinógenos.

¿Qué podemos hacer si el joven no acepta ayuda?

Una de las principales características de las adicciones es el hecho cierto de que el adicto no reconoce que lo es, pues siempre se engañan bajo la premisa de “tenerlo bajo control”, hasta que la dependencia está muy arraigada.

Tenemos que partir de la idea de que el “trastorno por consumo de sustancias” es una enfermedad y como tal debemos enfrentarla, ya que no podemos culpar a nuestro hijo por tener una gripe o una infección.

La dependencia de las drogas, si bien comienza con un simple error de juicio, degenera muy rápidamente en una enfermedad mental y física de la que el adicto no puede salir por sí mismo.

Abrir y fortalecer los canales de comunicación es la vía más rápida para poder convencer a los adolescentes de que necesitan ayuda para poder lidiar con sus problemas ya que, de hecho, aunque no lo admiten por temor a tener que enfrentarlos, internamente saben que los tienen.

¿Existe manipulación por parte de nuestros hijos?

Parte de la conducta general en todos los adolescentes es el proceso de manipulación, entre ellos mismos y sus pares, y a sus padres, y, en el caso de los adictos, la manipulación es mucho mayor.

Cualquier persona que ha lidiado con un familiar con trastorno por consumo de sustancias, sabe que la manipulación es la forma en que los adictos revierten el proceso de culpa interna que atraviesan.

Los adictos sienten la necesidad de manipular a todas las personas de su entorno, entre otras, por las razones siguientes:

  • Necesidad de controlar su entorno, ya que las drogas les quitan el control sobre sí mismos y sus actos.
  • Su capacidad para el pensamiento objetivo se ve disminuida por el uso de sustancias, obstaculizando la toma de decisiones sabias.
  • El anhelo por conseguir la droga los hace desarrollar una justificación para todo su repertorio de mentiras y manipulaciones.
  • El proceso devorador de la culpa interna los empuja a mentir y manipular y “usar” a su familia y allegados.

Tratamientos más comunes para el tratamiento de adicciones

Los tratamientos más comunes para las adicciones son:

  • Tratamientos de orientación psicológica y terapias conductuales: Este tipo de tratamientos constituyen un proceso largo y muy costoso de terapias psicológicas combinadas con medicamentos, que suelen ser efectivas en la medida que el adolescente participe activamente en ellas.
  • Tratamiento de desintoxicación: Este tipo de tratamiento consiste en internar al adolescente en un centro clínico para poder “limpiar” el organismo de los efectos de la droga, y su elevado costo varía según el tiempo de hospitalización que requiera el tratante.
  • Biomagna Pro: El primer dispositivo con tecnología PEMF para el tratamiento de las adicciones, 100% natural, sin drogas ni prescripciones.

Biomagna Pro: Una solución natural para el tratamiento de las adicciones

Biomagna Pro es un dispositivo para el tratamiento de las adicciones, que emite ondas electromagnéticas específicas, que reprograman el cerebro para que logre recuperar la vibración necesaria para superar el circuito de pensamientos adictivos al que el consumo de drogas le conduce.

El uso continuo de Biomagna Pro ayuda al cerebro a reconectar las partes que han sido desconectadas por el efecto de las drogas, normalizando los niveles de dopamina que le brindan al paciente una sensación de bienestar.

Biomagna Pro es tan fácil de usar que no significa ningún problema para los adolescentes, además del alto componente tecnológico que este novedoso tratamiento supone y que a los jóvenes les encanta.

La mejor solución

Si tienes in hijo que se encuentra librando una batalla contra adicciones a sustancias, Biomagna Pro es una inversión inteligente y un tratamiento libre de efectos secundarios.

Puedes solicitar tu dispositivo que viene con una garantía de satisfacción de 30 días, o la empresa te garantiza la devolución de tu dinero, por lo que es un tratamiento económico y muy efectivo (85% de los usuarios dejaron las drogas durante el primer mes de uso).

Si te encuentras enfrentando esta dura prueba no te desesperes, comunícate asertivamente con tu hijo y confía en la efectividad y bienestar que Biomagna Pro le esta brindando a miles de personas en este mismo momento.

Contenido relacionado
Consultanos:
Necesito BiomagnaPro® para: